Espacios de Paz. Signos de estos tiempos y relatos de mujeres

martes, abril 26th, 2016

Nuestro LemaBuenos Aires, 28 al 31 de marzo de 2016. Facultad de Teología de la Universidad Católica Argentina

 

Por: María Jesús Laveda. Vita et Pax. Guatemala

 

Pequeña crónica de una linda experiencia

La participación en este congreso me significó una seria experiencia de estudio y trabajo que tengo que ir retomando, repasando, profundizando  y asentando en mi cabeza y en mi práctica de trabajo y apoyo a tantos grupos de personas con los que hoy me relaciono en Guatemala, especialmente mujeres.

Participantes

Participantes

Han sido cuatro días de encuentro con grandes mujeres teólogas, filósofas, inquietas por la teología y la relación entre mujeres que han puesto sobre la mesa sus estudios, reflexiones, investigaciones y prácticas que nos han enriquecido a todas y todos los participantes. Todas ellas han compartido sus relatos en el ámbito de crear espacios de paz, un signo de estos tiempos.

Tres grandes espacios:

  • Espacios de creación, pueblos originarios y medio ambiente.
  • Espacios de vulneración y sanación.
  • Espacios en movimiento: Migración y prácticas de paz.

En cada uno de ellos la participación de las ponentes ha sido brillante, concientizadora y cargada de energía para seguir animando la tarea de todas nosotras.

La distribución del tiempo ha estado muy organizado de manera que hemos tenido:

  • 6 paneles con tres ponentes en cada uno de ellos.
  • Mini-cursillos con certificación.
  • Talleres alternativos y simultáneos con los cursos.
  • Mesas temáticas con una variedad de aportaciones de una gran riqueza.

Evidentemente, cada participante tuvimos que elegir dónde participar. Yo, además de los paneles que eran de forma general, me integré en el Taller “Mujeres que promueven la paz, ayer y hoy”. Movimiento de búsqueda de una hermenéutica popular feminista en la práctica: desde el futuro, actuar en el presente, haciendo memoria del pasado.

En relación a las mesas temáticas, que estaban planteadas por ejes, participé en los siguientes:

  • Hermenéutica bíblica, espacios de paz y diálogo interreligioso.
  • Ética de la paz. Espiritualidad y cuidado.
  • Una teología más inclusiva a partir de lugares teológicos más inclusivos. La resiliencia teológica en el proceso de desencorva-miento de las mujeres.

Uno de los testimonios que más me impactó en relación a las prácticas de paz fue el aportado por Norma Morandini, mujer argentina, hija de una de las madres de Mayo y que vivió la experiencia de la desaparición de dos de sus hermanos, y que ya han sido confirmadas sus muertes. También la de Adolfo Pérez Esquivel y su martirio y tortura, vividos con tanta dignidad, fortaleza y paz.

Hay documentos que se pueden estudiar, pero el compartir la vida, del modo como ellos lo hicieron, es lo que nos permite una mayor toma de conciencia y energía para provocar cambios en nosotras mismas.

Tuvimos la oportunidad de hacer oración ecuménica, integrando formas y expresiones de los distintos pueblos indígenas. También hubo celebraciones de la eucaristía.

Nos regalaron con una clase magistral de tango que hizo las delicias de todas/os  y provocó intentos de aprendizaje en algunas/os.

En una segunda oportunidad nos brindaron la posibilidad de disfrutar con bailes folklóricos argentinos, de los llamados chacareras.

La organización del congreso ha sido excelente, de una gran eficacia y eficiencia. Resolviendo problemas, animando y acompañando a cada una de las participantes.

Mujeres artesanas de Paz

Mujeres artesanas de Paz

En el día de la clausura del congreso se hizo mención de las elegidas “Mujeres artesanas de la Paz” de diferentes países ofreciendo para cada una de ellas, un pequeño recuerdo significativo del

congreso que se le va a hacer llegar.

Buen asado. Buenas meriendas. Buena convivencia al estilo de las mujeres. Encuentros con amigos y siempre la alegría de saber que no estamos solas en la tarea y que “somos más”.

Regresamos cada una a nuestro lugar de vida y trabajo llevando en el corazón mucha alegría y el entusiasmo renovado de seguir trabajando con y por las mujeres.

Comments are closed.

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí. ACEPTAR
Aviso de cookies